5 consejos de estiramiento para bailarines de Flamenco

Tanto si se trata de ballet como de flamenco, de salón o de hip-hop, se requiere una fuerza y una flexibilidad increíbles para practicar y actuar. Los estiramientos adecuados y constantes son una de las mejores cosas que puedes hacer por tu cuerpo como bailarín, un hecho que es especialmente cierto en estos tiempos de trabajo desde casa y cuarentena prolongada. Para muchos de nosotros, hay mucho menos que caminar y mucho más que sentarse en una mesa, escritorio o (escalofrío) en el sofá durante horas.

Así que aquí tienes algunos consejos y sugerencias de estiramiento de Tablao Flamenco en Granada para ayudar a tus articulaciones y músculos a mantenerse sanos durante el largo recorrido de esta agotadora pasión.

1. Haz de los estiramientos un hábito

Una de las cosas más fáciles de hacer cuando terminas un ensayo es subirte al coche y salir del estudio. Esto es un error. Al igual que no te sumerges en las partes más exigentes de tu baile en el momento en que entras en la clase, no deberías pasar de 100 millas por hora a cero millas por hora cuando la clase termina.

Piensa que estirar después de la clase es como calentar antes de la misma. Los estiramientos constantes, aunque sólo sean cinco o diez minutos, deben ser un hábito regular. Te servirá de mucho.

2. No descuides ciertas zonas de tu cuerpo

Estira todo el cuerpo, no sólo una zona. No tiene mucho sentido estirar las pantorrillas, los isquiotibiales y los pies mientras se abandonan los hombros, el cuello y la espalda. Un método que hemos visto es estirar el cuerpo de arriba a abajo, desde el cuello hasta los pies, golpeando todos los grupos musculares correspondientes para no dejar nada de lado. Un desequilibrio en el cuidado de los músculos podría provocar una lesión.

3. Sentirse incómodo está bien, pero no hay que forzar el dolor intenso

Todo el mundo sabe que estirar un músculo, especialmente uno tenso, puede ser un poco incómodo, pero debes parar inmediatamente si sientes un dolor intenso. Lo último que quieres hacer mientras estiras es lesionarte un músculo o empeorar una lesión preexistente.

4. El rodillo de espuma es tu amigo

Un rodillo de espuma puede ayudar a reducir la inflamación muscular, aumentar el flujo sanguíneo y la amplitud de movimiento, y mucho más. La popularidad del rodillo de espuma ha aumentado recientemente, por lo que no faltan recursos que te ayuden a encontrar nuevas formas de utilizar el rodillo de espuma, y hay un montón de maneras de utilizar esta sencilla herramienta. Lo mejor de todo: ¡son increíblemente baratos!

5. Estirar con un compañero puede hacer maravillas

No hay forma de evitar el hecho de que algunos estiramientos son imposibles de hacer solos, así que coge a un compañero. Lo primero que se te ocurre son los estiramientos de isquiotibiales en pareja; los isquiotibiales son uno de los músculos más importantes de la pierna, y estirar este grupo en solitario puede ser bastante difícil. Los estiramientos de la espalda también son estupendos con un compañero y consiguen un trabajo mucho más profundo que si lo haces solo.

Deja un comentario